lunes, 23 de julio de 2007

El Falso Inquilino

Estaba aquí.
Entonces empecé a remendar mis medias
y a buscar las bufandas
cerré las ventanas
y puse la calefacción.
Después de un año de escalofríos
Me di cuenta de quetodo ese hielo lo producías vos

Reminiscencia en Panaderia (Filosofia en tercer grado)

Desde mis cuadernos lo veia inmenso.
A veces lo saludaba con mi mano pequeña
que nunca apredio a tildar.
Lo veia y era un suspiro.
Hoy es solo un atravesado rastro platónico
de reposteria popular

Ahogados en la ducha

Todo ese trayecto de palomitas de mantequilla
y cenas de pepperoni
lo único que hizo fue acumular millas
de resentimientos intercámbiales.
Hubiéramos tomado el atajo desde el principio
llegando a puerto siendo amigos
sabiendo que nos hundiría eso de ser amantes.

De Madrugada

Toda la ropa
que él abandonó
esta tendida
hace un mes
bajo la lluvia.
Desde el fluorescente de la cocina
ella la ve
como si fuera
la radiografía
de una fiera dislocada

Empeño

Estabas naufragando.
Y en un intento de pedir ayuda
Tus manos se sumergían
Como deseando no moverse más
fue ahí cuando te diste cuenta
de que realmente ocupamos
la lavadora.

Haciéndose la Victima.

Esa palabra
con la que simulas
amanecer,
es una lágrima de avena
que masticas con leche y miel en el
desayuno.
Cuando te lavas
los dientes
te das
cuenta
que las cinco letras
son sólo una
fisura
en la
mandíbula

Acupuntura

Arranqué ese motón de chinches
que colgaban cosas.
Amontoné todas esas cosas y las tiré.

Ya no le paso desinfectante al escritorio
ni cloro al cenicero.

Sin fotografías
ésta habitación
huele tan bien.

Delicatessen

Nos miramos
como si la cuestión
fuera tema relacionado
de plano entrometido.
Nosotros con solo cuchillos pensábamos
en que eso de marinarnos
antes de comernos
no nos lleva a lo mismo

Consenso por dependencia

Ese beso
de fiesta junkie
se convirtió en el ultimo
refugio químico
que quedaba por probar

Sin Título

Enfrentarse a dos tazas de café
Cuando solo se enciende un cigarrillo.
Es el resultado del pronunciar un hasta luego
cuando se quiso decir jamás.
Fue así como la casa llego a tener
más ganchos pero menos electrodomésticos.
Pero desde entonces Dylan tiene más canciones.
Desde entonces el inodoro no es un subi baja
Desde entonces puedo volver a comerme las uñas.
Regresar a mis hábitos de inciensos apestosos,
de pescado con chocolate.
Desde entonces puedo dormir tranquila
sin el concierto de una nariz con el cuerpo de hombre.
Tenes que ver con la carcajada que me despierto cada día: JAMAS, JAMAS. JAMAS

Tip

Me muevo como si le estuviera poniendo atención.
Mi nariz se distrae con olor de las gotas
y mí oído con el semáforo que cambia.
La música se convierte en pura luz
y me estorba
El mesero dice: ¿café?
Yo lo miro como envidiando a ese corbatín
sobre su camisa blanca.
Su lapicero no se molesta en escribir lo que algún otro le dice,
su sonrisa fingida no iguala a la mía
Solo pienso en el cómo me encantaría estar con esa libretilla entre las manos.
Lo único que se me ocurre decir es: y un cigarrillo.
En la esquina un carro choca
y le da más de que hablar
a este idiota.

No hay comentarios: